Este es un espacio para compartir las prácticas que en el dia a dia de la tutoria hemos llevado a cabo en el aula y nos han permitido acompañar al alumno como persona y en su proceso de aprendizaje. Está abierto a las consultas que queráis ir formulando para poder compartir más experiencias.

Entradas etiquetadas como ‘educación’

Diplomado en terapias de aprendizaje

El próximo 8 de mayo del 2017 voy a impartir la formación para terapeutas de trastornos y problemas de aprendizaje. Será en Guadalajara, Jalisco, México

Es un diplomado muy práctico puesto que los inscritos van a realizar los ejercicios que luego harán con los niños y adolescentes que tengan en terapia.

Vamos a ver el siguiente temario:

  • La anamnesis: cuales son las preguntas claves que nos ayudan a una buena exploración y un buen diagnóstico
  • Perfil del terapeuta: qué debemos hacer y qué no como terapeutas
  • El equipo familia – terapeuta: cuales son las claves de éxito para que la familia se implique en el proceso terapeutico (la reunión eficaz, la escucha, la confianza y el acompañar). Vamos a trabajar con varios ejercicios de coaching para ello.
  • Principales tests de aprendizaje: vamos a ver como pasarlos y sobretodo saberlos interpretar. Vamos a ver tests reales pasados, que se prestan a una mala interpretación si no sabemos qué hay qe tener en cuenta.
  • Las dislalias: los niños que no hablan bien, no pueden producir fonemas (/r/, /s/, confunden l-d-r, etc). Cómo hay que hacer la exploración de órganos y funciones para diseñar el plan terapéutico, qué ejercicios de terapia miofuncional hay que hacer tanto de órganos como funciones para conseguir que produzcan el fonema y hablen bien.
  • Neurociencias y aprendizaje: veremos los principales aportes de las neurociencias al aprendizaje para entender como enfocar las terapias sabiendo cómo funciona el cerebro en los distintos trastornos de aprendizaje.
  • Lectoescritura: cual es la maduración del sistema nervioso central necesaria para el aprendizaje de la lectoescritura. Qué ejercicios hacer para trabajar esta maduración. ¿Cuando no es un problema de maduración sino una dislexia? La dislexia.
  • Rehabilitación cognitiva: cuales son los distintos tipos de atención (sostenida, selectiva, auditiva, visual) y de memoria (de trabajo, a largo plazo, auditiva, visual, secuencial), que ejercicios hay que hacer para cada tipo y cómo trabajarlos.
  • TDA: cuales son las estrategias a implementar en la escuela y en terapia para estos niños teniendo en cuenta el problema que hay a nivel de funciones ejecutivas.
  • Altas capacidades: qué podemos hacer con estos chicos y que respuesta recomendar a las escuelas.
  • Trabajo emocional: no olvidemos que siempre hay que trabajar las emociones. Vamos a ver distintos ejercicios de coaching para educación emocional, como trabajar con cuentos, frases, películas. La neuropedagogia de los mandalas para que el trabajo con ellos sea fructífero. Mindfulnes en terapia y en escuela.

Si estás interesada /do,  no dudes en contactarme para ampliar información. Recuerda que iniciamos el 8 de mayo del 2017!

https://www.facebook.com/Mtra.Monica.Carbonell/

 

Anuncios

Educación inclusiva

Esta vez comparto las ideas a través de las imágenes del video del Simposium de Educación del ITESO y de las palabras escritas por un periodista de la Jornada sobre la entrevista que me realizó:

Entrevista del Simposium de educación

Articulo de la entrevista para La Jornada de Jalisco

Me gustaría acabar recordando que la finalidad de la educación inclusiva es asegurar la igualdad de oportunidades de todos los alumnos ante la educación y evitar el fracaso escolar y el consecuente riesgo de abandono del sistema educativo.

LA EDUCACION Y LA ESCUELA INCLUSIVA

¿Es difícil hacer que  una escuela sea inclusiva? ¿Cómo se trabaja la inclusión? ¿Qué es?

Tenemos que empezar reflexionando sobre cuál es el principal aprendizaje que queremos para nuestros hijos / alumnos en la escuela. Un objetivo esencial es que les formen como personas. En la sociedad todos somos distintos, todos tenemos distintas capacidades y todos debemos saber convivir con la diversidad que tenemos en el aula, la escuela, el trabajo… Formamos a nuestros hijos / alumnos para poder convivir en sociedad y enseñarles a vivir la diversidad como una riqueza no como la base para una discriminación, es el aprendizaje básico para su futuro cómo adultos.

La atención a la diversidad es el conjunto de actuaciones educativas dirigidas a TODO el alumnado para PREVENIR y DAR RESPUESTA a: 

  • las diferentes capacidades (altas, NEE… )
  • ritmos y estilos de aprendizaje
  • motivaciones e intereses
  • situaciones sociales, culturales, lingüísticas
  • salud del alumnado (discapacidad física, psíquica o sensorial, trastornos del desarrollo)

La finalidad es asegurar la igualdad de oportunidades de todos los alumnos ante la educación y evitar el fracaso escolar y el consecuente riesgo de abandono del sistema educativo.

Una escuela inclusiva es la que cultiva, desde la vivencia, este aprendizaje para la vida. Todos somos distintos y la escuela es para todos.

Atender la diversidad permite a la escuela innovar en la cultura, las políticas y las prácticas escolares que minimizarían las dificultades educativas para todo el alumnado. Consecuentemente permite a la escuela no estancarse sino evolucionar constantemente. 

“La Educación Inclusiva implica que todos los niños y niñas de una determinada comunidad aprendan juntos, independiente de sus condiciones personales, sociales o culturales, incluso aquellos que presentan discapacidad.” (UNICEF, UNESCO). 

Te recomiendo esta entrevista a Mel Ainscow sobre la inclusión escolar:

http://www.youtube.com/watch?v=DaZndkQfwvI

¿Cómo conseguir una escuela inclusiva?

  • Primero desde el convencimiento y por lo tanto con un salto de paradigma de la escuela
  • Con capacitación, formación y apoyo a los maestros
  • Con la infraestructura de la escuela se pueden crear los recursos necesarios como son:
    • Una Comisión de Atención a la Diversidad
    • Un Equipo psicopedagógico
    • Un Soporte Escolar Personalizado
    • Las adaptaciones curriculares  
    • Un espacio para las dificultades de conducta

 Y todo esto es factible si estamos convencidos del mayor aprendizaje que deseamos para nuestros hijos y para nuestros alumnos.

 Si deseas asesoramiento para ir haciendo más inclusiva tu escuela, no dudes en contactar.

FORMACIÓN EN NEUROCIENCIAS APLICADAS A EDUCACIÓN

Desde mi firme creencia en impulsar la incorporación de las neurociencias en educación, he llevado a cabo varias acciones en Catalunya (España) y ahora lo estoy haciendo en Guadalajara, Jalisco, México, mi otra patria.

Del 9 al 14 de julio voy a impartir formación en el Instituto Pierre Faure de Guadalajara, sobre la incorporación práctica, en el aula, de las neurociencias en educación.

El programa de esa semana será:

  • Neurociencias y aprendizaje: qué áreas intervienen en los procesos  implicados en la lectura, las matemáticas, la memoria y las funciones ejecutivas.
  • El desarrollo de la lateralidad y su influencia en el aprendizaje del código alfanumérico
  • Maduración de las vías sensoriales visuales y cómo afecta en el aprendizaje de la lectoescritura
  • Neuropedagogia de los mandalas
  • El profesor- coach: ejercicios a aplicar en el aula

Estos temas van a ser tratados mediante conferencias y talleres donde se realizarán ejercicios prácticos para facilitar su comprensión y aprendizaje, puesto que lo más importante es que los participantes puedan implementarlo en su tarea como docentes.

Por otro lado estoy observado, a través de mi blog, mucho interés en los grupos de aprendizaje https://orientadortutorial.wordpress.com/2012/01/12/grupos-de-aprendizaje-para-compartir-experiencias-de-dificultades-en-el-aula/. Estos son grupos de profesores que quieren compartir su realidad diaria docente y las dificultades de aprendizaje que tienen algunos de sus alumnos. En estos grupos encontramos estrategias, formación en aquella dificultad que preocupa y después hablamos de cómo ha funcionado su aplicación en el aula.

No duden en contactar para cualquier aclaración que se les ofrezca.

NEUROCIENCIAS Y EDUCACIÓN

Este es el año de la neurociencia en España. Cada vez más, se está viendo la importancia de establecer puentes entre las neurociencias y la educación, pues ambas salen enriquecidas y los alumnos beneficiados.

Las neurociencias tienen mucho que ofrecer a la educación puesto que es básico entender:

  • Cómo realiza el cerebro los distintos procesos.
  • Cómo intervienen las distintas áreas cerebrales en los diferentes  aprendizajes.
  • Qué tipo de trabajo podemos hacer con un alumno para que le sea más fácil el aprendizaje, teniendo algún trastorno (dislexia, discalcúlia, TDA-H, disfasia…) o sin tenerlo.

Así, lograremos alumnos implicados en sus aprendizajes porque estaremos motivándolos, ofreciendo objetivos y logros asumibles.

Aplicando la neurociencia a la educación, lo que se intenta es desarrollar estrategias, métodos y herramientas para que la educación y el aprendizaje  estén de acuerdo  con el desarrollo neurofisiológico del individuo.

La neuroeducación investiga los procesos básicos implicados en el aprendizaje, los procesos cognitivos y como influye la flexibilidad, la motivación y las emociones en el aprendizaje.

El cerebro es muy plástico. Por plasticidad entendemos que las conexiones sinápticas, entre neuronas, van cambiando a lo largo de toda la vida en función de las experiencias que vamos recibiendo y la educación es una primordial.  Esta plasticidad sináptica permite adaptarnos mejor.

El educador debería ser la persona que nos guiase en la dirección adaptativa, a través de la experiencia del aprendizaje.

Adecuar  óptimamente los métodos de educación a  la realidad  neurobiológica es la mejor manera de garantizar la eficacia del proceso educativo.

El periodo sensible, en el desarrollo del cerebro, va desde la infancia a la adolescencia ya que es cuando hay una mayor reorganización neuronal y ésta es la etapa de escolarización.

Siendo educador es imprescindible ir entrando en las neurociencias y su aplicación en los aprendizajes para poder facilitar los procesos de memoria, atención, lectoescritura, comprensión lectora, habilidad con los números, entrenamiento de las funciones ejecutivas y sentar unas buenas bases de aprendizaje.

Desde mi formación como bióloga, con postgrado en la cátedra de neurología y mi experiencia como terapeuta de dificultades de aprendizaje y responsable de la orientación psicopedagógica en escuelas, he formado a los profesores para que, con el conocimiento adecuado, pudieran ir haciendo este puente.

El cambio que he podido observar en los alumnos ha sido muy importante y motivador para seguir impulsando este puente entre las neurociencias y educación.

No hay errores, hay oportunidades para aprender

En nuestra cultura el error se vive como fracaso, como algo “vergonzoso”. En EEUU fracasar forma parte de la formación, la gente entiende que debe arriesgarse y, si va mal, habrá aprendido y volverá a empezar.

Cuando Edison inventó la bombilla, no le salió a la primera, realizó más de mil intentos. Un discípulo suyo le preguntó por qué persistía en construir una bombilla, si tras más de 1000 intentos no había conseguido más que fracasos. Edison respondió: no siento que sean  fracasos, he conseguido saber 1000 formas de cómo no se debe hacer una bombilla. Persistiendo, Edison consiguió construir la primera bombilla. Para él “una experiencia nunca es un fracaso, pues siempre viene a demostrar algo”.

En el proceso de aprendizaje hay muchas equivocaciones hasta que llegamos al camino correcto.

 

Considero que no hay errores, porque éstos son oportunidades para aprender. Si no nos  equivocamos, no podemos aprender a hacerlo bien. Y si no nos dan el espacio de reflexión, ni las directrices para ello (según la edad), no podremos aprender. ¿Cuantos “errores” no han permitido grandes avances en ciencia?

Una de las bases de aprendizaje es la tolerancia a la frustración. Un niño con una buena tolerancia aprende antes y mejor. Actualmente nos estamos encontrando con muchos alumnos con tolerancia a la frustración a cero o bajo cero.  Muchos niños son educados en la cultura de que tenga lo que quiere, o pensamos que quiere, y lo que necesita, o pensamos que necesita. Antes de que él pueda vivir que no le sale a la primera algo, ya se le está evitando que se lleve “un disgusto”. Pero realmente ¿qué le estamos evitado?, ¿de qué le estamos privando?

Mostrémosles que siempre podemos encontrar una solución, que podemos pedir ayuda y que, reflexionando, obtenemos un aprendizaje.

¿Cómo podemos fomentarlo en la escuela?

  •  Favoreciendo la autocorrección: marquemos la equivocación en el trabajo, dejemos que la corrija y que nos cuente porque estaba mal.
  • Favoreciendo la aceptación del “error”. Muchos alumnos no reconocen que se han equivocado y este es el primer paso. Para ello es importante el siguiente punto.
  • Favoreciendo un espacio semanal en el que cada alumno del grupo clase comente donde se equivocó, sobretodo en la interacción con los demás, y que aprendió.
  • Educando que pedir ayuda no es una debilidad (cuidando que no sea ésta la primera opción antes de intentarlo).
  • Evitemos castigar los errores y favorezcamos la reflexión y resarcir a las personas afectadas cuando la equivocación ha afectado a otros. (Castigar sin ir de excursión por pelearse con un compañero, no permite reflexión ni asumir, con la persona afectada, una responsabilidad).

Cultivando la tolerancia a la frustración y teniendo claro que no hay errores sino oportunidades para aprender, estamos cultivando una base de aprendizaje.

¿Les damos la oportunidad?

 

 

¿Qué hacemos por los niños / adolescentes de altas capacidades?

¿Siempre son alumnos brillantes? ¿Van solos y no necesitan de su tutor? O por el contrario ¿son conflictivos y distorsionadores en clase? ¿Quieren poner en evidencia al profesor con sus preguntas? O… son diamantes en bruto?

Considero que estos alumnos son los grandes olvidados por el sistema educativo, aunque actualmente  empieza a haber una sensibilidad hacia ellos. Hasta ahora han pasado al grupo de los “ya van solos” o desapercibidos dentro del grupo de fracaso escolar o de los conflictivos.

Si tenemos presente que son alumnos que siempre hacen preguntas que van más allá de la explicación del libro de texto. Las notas no son su motivación sino APRENDER. Conectan la información que han aprendido de las diferentes asignaturas con visitas a museos y lecturas de libros para formularse hipótesis a las que NECESITAN dar respuesta. Son sensibles y tienen todos “los radares conectados”. Pueden,  desde su gran inquietud, ser intolerantes cuando no se da respuesta a su interés, cuando se repite una y otra vez el mismo concepto que ellos ya han captado a la primera.

Su motivación es aprender y no las notas o los títulos.

Como tutores, ¿qué podemos hacer, qué les podemos dar? Mi primera recomendación es entenderles intentando ponernos en su piel SIN quedarnos con los síntomas. Soy consciente que en algunos casos llega a ser muy difícil, ya que las conductas que he mencionado pueden ser muy disruptivas en el día a día.

Cuando, muy brevemente, describía su perfil he marcado dos palabras en mayúscula: APRENDER y NECESITAN dar respuesta. Para ellos aprender no es una obligación sino una fascinación y sus preguntas, que a veces puede parecer que formulan para ponernos en evidencia, no son más que una muestra de su necesidad. Démosles un espacio para saciar su inquietud reconociéndoles que nos gusta el interés que muestran por nuestra asignatura. Si les damos  fuentes de información donde quizás encuentren respuestas. Si les damos un pequeño espacio en la hora de clase para que de vez en cuando lo explique a todos. Si le damos un espacio nuestro, como tutores, para que nos cuente sus averiguaciones o para facilitarle un contacto que tenemos y quizás le pueda ayudar, entonces tendremos un alumno totalmente de nuestro lado y deseando que empiece nuestra asignatura, porque estamos acogiendo este don que tiene y que muchas veces no es entendido como tal, ni por ellos mismos, puesto que les trae muchas consecuencias que a veces no desean.

Hay tres pilares básicos en ellos: retos / objetivos (fruto de la necesidad de aprender, pensar y formularse preguntas), estabilidad emocional (muchas veces se sienten solos, distintos de sus compañeros e incomprendidos por el entorno, es clave que padres y tutores les demos esta estabilidad), espacio para “ventilar neuronas”  (un hobby, un deporte, un instrumento musical, un espacio de “no pensar”).

Los padres no dejamos de ser sus tutores, así que es básico que aparte de lo que acabamos de reflexionar que puede dar un profesor en el aula, los padres también se lo demos en casa. Sobre todo unas pautas básicas: es importante que siempre tengan SU objetivo – reto, evitaremos las desmotivaciones.  No nos presionemos con saber dar respuesta a todo, ellos tampoco la tienen, démosles fuentes donde informarse. No pensemos que son “máquinas de producir” y valoremos sólo su rendimiento, ellos no trabajan para la nota, muchos no las sacan excelentes y varios suspenden lo que no es de su interés, démosles motivaciones para aprender y las notas caen como consecuencia.

Es importante darles tiempo para encontrar el camino para ser felices

y no pensar sólo en sus producciones.

Y todos, padres y tutores, tenemos que tener muy presente las disincronias que se pueden presentar y que muchas veces son la causa de que no entendamos como teniendo la madurez intelectual que tiene, emocionalmente puede estar en otro nivel.

Las altas capacidades es un campo que da para mucho, he intentado  hacer una breve introducción  y según lo que vayáis pidiendo me extiendo más en vuestro centro de interés. Los profesores que ya habéis asistido a los talleres de Acompañamiento al Alumno ya habéis tenido la posibilidad de profundizar desde vuestra realidad en el aula y para los que asistiréis a este curso,  esta es una pequeña introducción.

Nube de etiquetas